Post-a-Week 2012

Bueno, ya empezó el 2012, y como en cada inicio de algo, muchas personas se plantean metas y se trazan propósitos. Las famosas “Resoluciones de Año Nuevo” de las que ayer hablaba, son una tradición bastante fuerte. Se me ocurre compartir con ustedes cómo me fue con mi única resolución pública para el 2011, que fue el Post-a-Week auspiciado por WordPress.

¿Por qué asumí el reto del Post-a-Week?

Yo creo en los blogs. Creo firmemente que quienes mantenemos espacios personales de opinión y expresión somos una fuerza muy poderosa en esta sociedad. Lamentablemente, muy pocos blogueros se dan cuenta de lo importante que somos, quizás porque todavía muchos están obnubilados con las redes sociales y su alta capacidad de encender efímeras chispas. Aún así, creo en la blogósfera dominicana, y pretendo mantenerme al lado de quienes quieren decir más cosas que permanezcan en el tiempo más allá que un tuit o un estatus en Facebook, cuya vigencia apenas alcanza un par de horas.

Pero para ser bloguero hay que escribir, y eso requiere tiempo, método y disciplina. Post-a-Week me ofreció una excusa para retomar el hábito y hacer que no fuera un tedio “tener que escribir algo”. El aporte del proyecto DailyPost fue crucial, pues aunque no me faltaron nunca temas para contar, de vez en cuando alguna inspiración me dieron esas ideas. Y fue sumamente fácil cogerle el piso. Lamentablemente, no creo tener el talento y la disciplina de asumir un Post-a-Day, pero para allá me dirijo, quien sabe…

¿Cómo estaba mi blog antes del 2011?

Pues… bastante abandonado. La actual encarnación de mi espacio (si me han leído antes, yo presumo de que mi blog nació en 1997) nació en mi cumpleaños 40 en mayo de 2008. El primer año estuve bien activo, pero a partir del 2009, empezó el letargo. De 7,500 visitas promedio entre mayo y diciembre de 2008 decaí a 4,400 visitas cada mes de 2009, y peor aún, en 2010 apenas promedié 1,200 visitas. Y miren, que 7,500 visitas al mes es una bicoca que muchos blogs consiguen en apenas un día de baja incidencia, así que menos de 1,200 al mes era realmente estado catatónico.

Las pocas visitas no eran menos que fruto de lo poco que estaba escribiendo y participando en otros blogs. De 93 limonadas en 2009 pasé a apenas 34 en todo 2010… naturalmente, el interés baja. En 2011, gracias a Post-a-Week, logré igualar mi cifra del 2009, y eso junto a un enfoque más crítico y planteando posiciones más firmes, sumado al uso de las redes sociales, me dio mucho más visibilidad en este año que terminó.

¿Cómo evolucionó 40limon.es en 2011?

Al principio, todo fue bastante normal, pero a finales de marzo tuve mi primer “Efecto Remolacha” cuando escribí mis impresiones sobre el concierto de Shakira y dicha reseña fue publicada en Remolacha.net. Recibir en un día el tráfico de un mes es bastante “viral” para mis humildes parámetros. Luego, entre abril y junio tuve varios efectos Remolacha más, y así de repente empecé a recibir de forma orgánica más de 100 visitas diarias todos los días, aún en días en que no publicara nada.

100 visitas diarias… suena a poca cosa, ¿no? Sin embargo, para mí es un número de mucha relevancia, considerando que 40limon.es no tiene publicidad, no cuenta con un enfoque especializado, y no es más que un blog personal lleno de temas aburridos para la gran masa de personas que pulula la Internet. ¡Yo feliz con mis 100!

¿Qué tal la frecuencia de limonadas en el 2011?

Ya ayer calculaba que mis 93 limonadas del 2011 equivalían a 1 cada 4 días. A veces me sentaba y escribía varias y las espaciaba. Otras veces las publicaba en días consecutivos. Eso me dice que podría escribir más si “me pongo pa eso”. Y es lo que quiero demostrar y aspiro a que sirva de inspiración a otros. Se puede. No es complicado.

¿De qué me enorgullezco más luego de concluido el 2011?

Simplemente, me alegra mucho no haber claudicado, haber perseverado. Era una meta fácil, pendejísima, un post a la semana… pero las metas deben ser alcanzables para que produzcan el resultado esperado. Luego, no puedo negarlo, me alegro mucho de que mis limonadas de vez en cuando alcanzaron notoriedad. Siempre he dicho que escribo para mí mismo, pero no deja de ser satisfactorio cuando las ideas propias encuentran dolientes y la voz propia suena en el eco de muchas personas. Si algo que haya escrito ayudó a que mi país sea un poco mejor, soy feliz.

¿Qué cosa me asombró del reto de Post-a-Week?

Pensaba que realmente iba a ser más difícil. Pero repito, no es complicado.

¿Qué blogs (re)descubrí en mi año?

Mi blogroll es bastante extenso y no guardo constancia de cuándo empecé a seguir uno u otro. Dentro de algunos que me gustaron mucho y que este pasado año fueron muy prolíficos, tengo que incluir el Alma en Libertad de Paola Chaljub, los escritos de Moni Hernández, La Peña de Melvin Peña, Dale a la web de Carlos Lluberes, De mi cabeza a tus ojos de Maricha Martínez Sosa, Grado Seis de Rocío Díaz Pichardo, Planeta Atabex de Sonia Tejada, Explor-a-Dora de Dora Tezanos, Del Sol con San Luis de Daniela Cruz Gil, La Pura Veidá de Gitti Hernández… y quizás sea bueno que ya no siga, porque se me va a quedar mucha gente que debiera citar.

¿Alguna sugerencia?

Yo continuaré mi quijotesca cruzada en favor de fortalecer la blogósfera dominicana, aspiro a lograr que más blogueros antiguos y nuevos asuman su papel de crear opinión e incidir en la sociedad con cada escrito. Los blogs son importantísimos cuando se les asume sin cortapisas, cuando somos independientes, cuando tenemos algo que decir y lo decimos con responsabilidad.

Ojalá más personas asuman el reto de regresar a sus blogs, de adquirir un método y trazarse una meta seria e incólume con sus espacios. Cuenten conmigo para cualquier apoyo, ayuda y consejo. Los blogueros debemos levantarnos. Yo empecé hace tiempo, espero mucha compañía.

¡Vamo’ar’mambo!

11 Comments Post-a-Week 2012

  1. Rocío

    La última parte de este post resume una gran verdad: el verdadero valor de un blog tiene mucho que ver con la libertad de expresión de quien lo asume. Hay gente que cree que tener un blog es repetir lo que dicen otros, hacer copy-paste descarados sin siquiera dar créditos o escribir cualquier disparate solo para salir del paso. Cierto es que hay blogs que se dedican a hacer una recolección de noticias variadas y de interés colectivo, dando los créditos de lugar, y eso es bueno, pero la variedad en temas y enfoques responsables es necesaria también. Por cierto, gracias por la mención.

    Reply
  2. Argénida Romero

    Quijotada no es. Las herramientas se utilizan de acuerdo a la necesidad que se tenga. Si vas a colocar algo en un mural usas una chincheta. Si vas a colocar algo en la pared usas un clavo.

    De paso comparto algo que desde hace años tengo como manual sobre el tema de los blogs. Otra cosa, los “blogueros” no existen como no existen los “worderos”, ni los “twitteros”, ni los exceleros”…no es un profesión, ni un oficio. Un blog es una página en blanco digital. Nada más. La profesión u oficio, o hobbie, es sobre lo que usualmente escribes en un blog o partir de lo cual diriges tu blog.

    De paso dejo algo que para mí dice muy claramente lo que significa esta herramienta y se llama “Una charla sobre la muerte de los blogs”.

    “De aquí a uno o dos años, quedarán en pie únicamente los blogs de las personas que tengan algo para decir; pero rebautizados como lo que al fin y al cabo son: páginas y sitios en Internet. El blog perderá su nombre técnico, perderá su contrapeso revolucionario, será una costumbre natural para los que tengan cosas que decir, cosas que hacer, cosas que ofrecer en la Red”. http://orsai.bitacoras.com/2008/11/una_charla_sobre_la_muerte_de_los_blogs.php

    Reply
  3. Carlos Lluberes

    Darío, que bueno ver que asumes con tanto compromiso la labor de compartir tus limonadas con nosotros. Creo firmemente en lo que dices al indicar que los blogs deben asumirse de manera seria, de crear una opinión independiente y que se espere un impacto en lo que se escriba; no importa que lo lea una o un millón de personas.

    Recuerdo haber visto un artículo tuyo, me parece que cuando cumpliste años, en el cual le solicitabas a todos que lanzaran o retomaran sus blogs. De ahí yo me animé a sacar el mío, y me alegra ver que al menos a ti te ha gustado.

    Gracias por presentarme esos otros interesantísimos blogs con quién comparto la mención, es un honor.

    Reply
  4. Argénida Romero

    Hace ya bastante tiempo creí descubrir que la primera gran división entre los usuarios que utilizan la herramienta blog es la siguiente: por un lado, había personas que utilizaban la herramienta llamada blog por una razón puntual (la necesidad es anterior a la emergencia); y por el otro lado, había personas que poseían un blog pero todavía no sabían para qué lo necesitaban (la emergencia, anterior a la necesidad).

    En el primer grupo (el minoritario) siempre fue un error conceptual llamar a estos usuarios “bloggers”. Se llaman, cada uno, del modo que se llamaban antes de utilizar un blog: poetas, informáticos, estudiantes, periodistas, estudiantes de periodismo, fotógrafos, retocadores de fotografías, columnistas, monologuistas, narradores, arquitectos, novelistas, humoristas gráficos, etcétera.

    En el segundo grupo (que hasta ayer era el mayoritario) sí hacía falta una definición. Y entonces “blogueros”, o “bloggers”, pudo ser una de ellas. Se trataba de personas que utilizan las herramientas porque existen las herramientas. Ya después verían qué hacer con ellas. Como ocurre ahora con otras modas.

    Hernán Casciari.

    Reply
  5. Walkiria

    Quiero hacer 100 post este año. A ver si se me da 🙂 Así que me sumo a tu post a week. Tu fuiste una de los motivadores para yo cuidar mi blog en el 2011. Algo que aprendí es que la creatividad genera creatividad. Mientras mas se escribe, mas inspiración se tiene. Ando armada con mi cuaderno 😀

    Reply
    1. Darío

      Nada más cierto, a escribir se aprende escribiendo, y añadiría, leyendo mucho. Dale propósito y ya verás que no es tan complicado. 100 posts en un año es casi 1 cada 4 días, lo cual es una frecuencia alta. Plantéate mantener un nivel alto de exigencia personal y no claudiques. Si te llega el cansancio, apóyate en las ideas de Daily Post. Éxitos!

      Reply
  6. Paola Chaljub

    Dario, que honor contar con tu apoyo y que incluyas a esta novatica en esa lista de gente que escribe tan bueno. Tu escrito me ha inspirado y me sirve de incentivo para seguir escribiendo. Aspiro a que me lean cada dia mas pero mas que todo a que las ideas fluyan y fluyan y tener la dicha de poder compartirlas a traves de la magia del blog. Recién descubrí sus encantos, estoy enchulada con mi blog (aunque nunca falta el deseo de darle mas calor del que el tiempo me permite) y parte de esa consistencia de postear semanal, que es lo que trato con afan de llevar a cabo, te la debo a ti con tus consejos y con tus limonadas que inspiran. Sigue escribiendo y te deseo mucha suerte en este nuevo reto. Apuesto a ti y a tu ingenio, querido amigo bloguero!

    Reply

Comenta, sin vergüenza