La Leña del Séptimo

Probablemente todos mis lectores saben de sobra que yo soy Aguilucho. Y con bastante seguridad saben que mi aguiluchismo no es una “botella deportiva”, sino que tengo razones de sobra para decir cabalmente que “Yo soy Aguiluchísimo“. De todas las decisiones tomé en mi infancia, una de las más sólidas e incólumes es aquella que tomé hace casi 35 años cuando me hice “hijo de Diloné” y abracé el aguiluchismo dándole la espalda a mi familia sancarleña monolíticamente escogidista y las fuertes influencias azules que tuve de pequeño.

A lo largo de mi infancia, adolescencia, juventud y adultez he visto cientos de partidos de las Águilas… pero más aún, escuché, muchos más por radio, narrados por la pintoresca voz del General Lilín Díaz y posteriormente por la poética y alegre voz de Don Mendy López.

A partir del año 2000, junto a un enorme grupo de Aguiluchos, he mantenido el fan site Aguiluchos.com, crisol en el cual se ha forjado una variopinta comunidad de amantes del béisbol. Y es Aguiluchos.com el canal a través del cual he tenido el privilegio de adentrarme en el equipo que amo, conocer su directiva y mantener lazos de colaboración que no hacen más que fortalecerse con el transcurrir del tiempo.

¡Yo Soy Aguiluchisimo!

¡Yo Soy Aguiluchisimo!

Ayer estuve en el Estadio Cibao presenciando un partido más entre los colosos de nuestra pelota, Tigres y Águilas. Un partido por demás electrizante desde antes de comenzar, y que hizo honor a la tradición de garra y orgullo que caracteriza a mis Águilas y a los (!”(&%!”#(/&!”/()/) Tigres.

Había subido a saludar a los amigos de las cadenas de transmisión y me quedé un buen rato junto con Tony Durán, probablemente la persona más amable y agradable que he conocido en Santiago. Pasé buena parte del partido encaramado en la cabina y me tocó llegar al Séptimo de la Suerte, bendecido por el himno Aguilucho, “Leña”.

La pizarra favorecía a los visitantes 5 por 2. Nuestro primer hombre de la entrada, Brian Bogusevic, consiguió embasarse y consideré atinado llamar a Winster Ceballos, mi socio, quien reside en los Estados Unidos. Le iba narrando las jugadas. Bajaron dos carreras para poner el marcador 5-4 aún favoreciendo a los azules. Elián Herrera estaba en la inicial y al bate Carlos Gómez, con dos outs. Y ahí empecé a grabar mientras le contaba a Winster lo que iba sucediendo.

El vídeo que hice es el que está a continuación. Agradecería que si lo miran, sepan que normalmente yo soy un tipo ecuánime, amable, respetuoso y comedido… Sin embargo, cuando estoy en un estadio de pelota, especialmente en Tierra Santa, Estadio Cibao, yo me transformo. Me transfiguro cual Hulk y ustedes no me conocerían.

Miren cómo narro los turnos de Carlos Gómez y Joaquín Arias… ¡A que me lo goce!

¡Yo Soy Aguiluchisimo!

1 Comment La Leña del Séptimo

  1. Carlos LLuberes

    Estoy algo alejado de la pelota local, pero por alguna razón estaba siguiendo ese juego por tv. Siendo liceysta vi todos los palitos caerse en ese inning :(…fuera de eso, te felicito por ser tan apasionado con algo tan sano como la pelota y de desarrollar una comunidad como la de Aguiluchos, donde por lo que veo, se respira una gran bienestar por el simple hecho de ser eso, fanático de las águilas.

    Ojala todos pudiéramos explotar más a fondo cosas que nos apasionen como estas. Un saludo!

    Reply

Comenta, sin vergüenza