It’s ALWAYS Lima Time!

Polifacético. Jovial. Dispuesto. Divertido. Necio. Electrizante. Controversial. Pintoresco. Escandaloso. Padre. Bufión. Irreverente. Poeta. Disciplinado. Fogoso. Desesperante. Alegre.Respetuoso. Irrespetuoso. Conocedor. Competidor. Alma de fiesta. Fajador. Cantante. Bulloso. Insoportable. Parlanchín. Vainero. Serio. Muy serio. Espectacular. Bromista.

Hay tantas maneras de recordar a José Lima. Un hijo de nuestra cultura, un verdadero exponente de la dominicanidad, con todas las virtudes y los defectos que nos caracterizan. Pero sin dudas, fueron siempre mucho más las cosas positivas que las que no. La noticia de su inesperada muerte corrió como pólvora el 23 de mayo pasado y yo aún incrédulo la quise confirmar en todas partes. Fue un día demasiado atípico.

Lima apenas tenía 37 años. La mayor parte de su carrera lanzó para las Águilas Cibaeñas. Era, sin dudas, el más colorido de los lanzadores que trabajaban en el torneo. Controversial por definición, alegre por necesidad, Lima siempre se las arreglaba para “bufearse” al público, desesperar al contrario y provocar la cuerda de los árbitros. Era un showman.

Hace un año que no está con nosotros. Quiero recordarlo con una sonrisa, la misma que provocaba en mí tan sólo con saber que lanzaría.

José Lima

José Lima

It’s ALWAYS Lima Time!

3 Comments It’s ALWAYS Lima Time!

  1. Nikkei-Girl

    Recuerdo todas las veces que gozaba con papi de las actuaciones del “Mambo” de Lima. Cada uno de sus gestos todavía están vívidos en mi memoria.

    La verdad es que no puedo creer que haya transcurrido todo un año desde aquél día en el que me enteré precisamente por uno de tus tweets.

    Reply
  2. Alexéi

    “cuidate que no te pique una cacata/que si te pica/a tí te mata”.
    Lima, yo también tuve que confirmarlo varias veces para creerlo. Nos queda su alegría y nos queda su brillante carrera en las AC, equipo que terminó siendo su casa (aunque lo perdimos unos cuantos años cuando jugó contra el escogido y fue algunas veces nuestro verdugo). José Lima ha pasado a convertirse en un joven por siempre, y así lo recordaremos.

    Reply

Comenta, sin vergüenza