Funny Monday #10 – El Efecto Corporán

Retomando lo que empecé y que por diferentes razones no pude seguir: Los Funny Mondays, donde intento traer un post jocoso para alivianar la pesada carga del primer día laboral. Enjoy!

Hoy día es difícil que una película se vuelva objeto de culto de millones. Ni siquiera Avatar que amenaza con convertirse en la película más taquillera de la historia, desplazando a Titanic del primer lugar, puede clamar ser una película-culto, cuando menos no todavía. Los cultos fílmicos son aquellos que marcan generaciones, que se convierten en íconos de una época o que influencian la industria. Es el caso de Matrix, que revolucionó la manera de utilizar el slow-motion activo, que hasta se llama “efecto Matrix” en los mundillos de cinéfilos. Bien, el caso es que hoy día recibimos tantas películas (y tan pocas que valgan la pena) cada año, que rara vez alguna logra trascender hasta volverse un objeto de adoración de sus fanáticos.

En cambio, mi infancia estuvo dominada por dos sagas muy particulares, cada una con su plétora de merchandising muy bien canalizado. Por supuesto que estoy hablando de Star Wars y Supermán, dos series que se convirtieron casi instantáneamente en íconos de la cultura pop. ¿Quién no pidió un lightsaber de Navidad, o se inventó uno con un palo de escoba? ¿Quién no correteó por toda la casa en calzoncillos y con una toalla roja amarrada al cuello con la suerte de capa?

Mis primeras sábanas inspiradas en películas fueron de Star Wars, y aún las recuerdo perfectamente. Tuve varios “supermanes” que hacían diferentes funciones. Y sin dudas, todo aquello era parte del culto.

…pero hay gente que se pasa!

A continuación, tengo el “placer” de mortificar a mis correligionarios de Star Wars y Supermán con dos vídeos decididamente irreverentes y bellacos en los que sus creadores pisotean toda la belleza que nació con las dos series de mi infancia. Son, sin dudas, dos vídeos basados en obras maestras, pero preñados de lo que “llo” llamaría el “Efecto Corporán”… ayyyyyyyyyyy

El primero me lo envió mi pana Grimaldy Soto (a.k.a. Nehemoth):

El segundo, como represalia, me lo envió mi hermano y amigo BBSiano Alexander Rodríguez (a.k.a. Basura).

…cuando terminen de vomitar, por favor, compartan su experiencia en los comentarios…

3 Comments Funny Monday #10 – El Efecto Corporán

Comenta, sin vergüenza